Páginas vistas en total

martes, 13 de mayo de 2014

LA FERIA DEL DISPARATE



FOTO: MUNDOTORO

Esta ha sido la feria de las sombras con muy pocas luces. La empresa Pagés elaboró unos carteles sin figuras; volvió a dar oportunidades a toreros más pasaos que el arroz; toreros que aunque se les ponga en bandeja un toro de lujo no lo saben aprovechar. O simplemente es que no pueden, o no saben....
Los tendidos maestrantes han tenido la casi media plaza diaria, a excepción de alguna tarde de tres cuartos. Daba pena ver la calle Adriano y aledaños, e incluso en farolillos. Acababan los toros y la gente pa la feria, o pa su casa. No había nada que comentar.
Ahora echarán la culpa a la crisis, o a que la feria no ha caído en abril, a que se perdió el puente de mayo en la feria...y la realidad de la cuestión es que se han hecho las cosas mal, desde aquella fatídica comida informativa donde todo se torció. Las figuras no han venido, y eso se ha notado, y mucho mucho, Y mientras, José Tomás de vacaciones en Senegal...
¿Sabremos las cuentas algún día? Sinceramente no lo creo, pero pienso que a pesar de la pobre entrada, los empresarios han debido de ganar dinero. Perder, seguro que no han perdido.
Hemos visto a Canorea sentado en una grada en absoluta soledad . Como un niño castigado por el maestro en el rincón de la clase. En este caso, castigado por la afición. ¿Ha tenido lo que se merecía? según la mayoría, no. La mejor protesta que había era la de no renovar abonos, y aún así, cuentan que 1.700 almas lo han hecho por miedo a perder su sitio. El sitio lo ha perdido Sevilla. Se ha roto la imagen de la más bella plaza en el escaparate mundial. A pesar de ello, se han podido ver algunas cosas que paso a relatar:
La corrida de Montalvo con su presentación y tres toros de nota no trajo triunfos a los toreros, pero sí disfrute al aficionado. Se pudo ver al salmantino Del Alamo dejar buena impresión, pero ahí se quedó la cosa al no cortar trofeos.
En la de Fuente Ymbro, tan sólo Esaú cortó una oreja, pero pudieron ser más. De la tarde, la gente se quedó con las ganas de volver a ver a Ureña; y de no volver a ver a Castaño, al que se le escapó el lote del triunfo. Bien por su cuadrilla como casi siempre.
La "novilladita" de Juan Pedro-Parladé fue un fiasco. Lo mejor se le pudo ver al toricantano Javier Jiménez, que toreó a gusto con la capa y al que habrá que volver a ir a ver. Fue suspendido en la suerte de matar perdiendo trofeos, pero se llevó una oreja de ley.
La corrida de Jandilla fue decepcionante, aunque lo mejor se lo llevó Escribano, que poco pudo hacer al no haber perfecta conexión. Aún así dió una vuelta al ruedo.
Floja salió la de Borhórquez donde triunfó Ventura que salió por enésima vez por la Puerta del Príncipe, y tuvo una muy buena actuación Andrés Romero, que cortó 2 orejas en su alternativa.
Mala e impresentable la de Daniel Ruiz, que debe tomarse un descanso en Sevilla y que sólo sirvió para mandar a Galván al hule por exponerse a algo que no tenía sentido, y que encima lo ha quitado de Madrid.
Fea y basta fue la de Garcigrande. El Cid dió una vuelta al ruedo tras matar al cuarto, un toro manso y rajado de embestida dulce, y que fue bueno, al que el de Salteras no acabó de cogerle el aire. El año próximo seguro lo ponen una semana completa. Se vió un asentado Luque sin opciones y un valiente Saldívar, intentando coger el aire a la embestida del toro español. Esa tarde saludó Abraham Neiro.
La corrida del Pilar fue sobre todo una tarde de quites, donde se pudo ver al "bailongo" Abellán, quien bailó más que toreó. Parece que aún sufre las consecuencias del concurso el baile al que ha estado apuntado este invierno. Menuda preparación...Tuvo detalles con el cuarto toro, pero se le fue con las orejas puestas, y eso es algo que no puede permitirse a estas alturas de su película. El lote se lo llevó el afortunado en los sorteos David Mora. Pero sobre todo, se llevó el toro de la feria, o quizás de la temporada. "Niñito" era toro de cortijo, de ponerse rico, de lanzar la moneda. E incluso si me apuran, hasta de indulto. Ver a un toro bravo, embistiendo con calidad, cabalgando con ritmo, y fijo en la muleta es de auténtico delirio. Imagino que lo vería todo el mundo y supongo que cortarle una sola oreja debe de tener sus consecuencias. Creo que era el toro perfecto con el que todos los toreros sueñan, y que no merecía no haber vuelto al campo.
La de Victoriano del Río no tuvo nada que ver con la del año pasado, aunque también se dejó. Vimos a un dispuesto Adame cortar una oreja; y al maestro Ponce dando una nueva lección de Tauromaquia. No olvidemos que venía de su lesión y que forzó su vuelta. y todo por estar en Sevilla y no huir al compromiso. Enseñó a Sevilla que 25 años de profesión no son nada. Si el pobre chaval lleva un rato en esto...Pudo haber cortado las dos orejas, pero todo quedó en una triunfal vuelta al ruedo. Castella una vez más pasó por Sevilla sin pena ni gloria. Los cartuchos se le empiezan a agotar. Lo mejor de él Ambel y Chacón sin duda.
De la corrida mediática sólo destacar al oficioso Padilla, que hizo lo mejor de la tarde y que cortó una oreja tras una faena inteligente basada en el oficio. De los demás mejor nos olvidamos. Sólo resaltar que se registró la mejor entrada. Esto es de locos...
En la matinal, Ventura volvió a rozar la del Príncipe cortando dos orejas, Rui Fernandes cortó una, y Valdenebro dió una vuelta al ruedo.
La última de la feria traía guardado el triunfador de la feria. Antonio Ferrera lo dió todo con el Victorino que posibilitó una faena vibrante difícil de olvidar. Transmitieron mucho toro y torero, y lo mejor vino rubricado al natural en un torero largo y relajado de mano baja. Una pena lo de la espada porque era faena de dos orejas. El victorino "Disparate" quedará en el recuerdo, así como el disparate de feria que se ha vivido. Mejor olvidarla, y pasar página.

1 comentario:

  1. Si Ponce no está para venir, pues que no venga. Pero que no justifique su petardo por acelerar su reaparición.

    ResponderEliminar